Orco Apache

Una vez más doble jornada de football americano el sábado en el Club Fábrica de Armas, por la semana 6 de la RFL Orcos sigue afirmando su supremacía, venció a Hienas 28-06 y llegó a la cima de la tabla en soledad. En primer turno y por la segunda fecha de juveniles Apaches se impuso 18-00 e igualó la serie.

Nada mejor en una tarde de mucho football que observar al campeón rosarino desplegar todo su poderío ante un rival que por lo menos en la previa, pareció que le iba a hacer mas fuerzas. Desde el inicio del partido Orcos asumió como de costumbre el protagonismo del encuentro, anotando en su primera ofensiva en una serie que intercambió buen planteo y desarrollo de jugadas y desatención, más faltas tontas del rival. Emilio tobbe fue el encargado de abrir la tarde, seguido de Ignacio Colautti, uno por tierra y el otro por aire, siempre buscando evitar las fortalezas y explotar los puntos débiles de la defensa rival , como por ejemplo; intentó en cada corrida sellar al linebacker y MVP,  Emiliano Granitto u optó apostar al brazo de Albano Scorza para encontrar los huecos entre los corners y los safetys.

Cuando pareció que Hienas ya se había entregado, su ofensiva lo devolvió al partido con dos buenas series, una al final de la primera mitad que fue víctima del reloj y otra al comienzo de la segunda que lo puso a tiro del partido tras la anotación de su running back Miguel Bensi. Solo por unos minutos la defensa de Orcos pareció humana, a partir de ahí La Peste ajustó unos tornillos y las figuras de Albano Scorza y Julian ‘Blim Blim’ Daniele con un doblete, comenzaron a ser decisivas y pusieron cifras finales a un partido que demostró que para vencer a los de Negro se necesita mucho más que el orden y prolijidad característico de los carroñeros.

Los pibes también jugaron su parte, Apaches tuvo revancha y se llevó el segundo duelo frente a persas por 18-00, imponiendo un buen juego defensivo que abrió la cuenta luego de una intercepción y con un andar criterioso de la ofensiva que espero el momento justo para dar las estocadas finales. Persas esta vez fue preso de su ansiedad, cometió muchas faltas y no pudo encontrarle la vuelta al planteo defensivo que impuso su rival. Como siempre lo más destacado fue el progreso que se nota de los jugadores partido tras partido y como la vara sube a medida que agarran rodaje.

Los comentarios están cerrados.

Contacto

Galeria de Fotos