Entrevista a Nicolás Seattone y Gabriel Corsini

entrevista2

Los coaches de la tercer jornada recalcaron la actitud de los jugadores.

La tarde ya se estaba despidiendo de la soleada jornada del sábado 23 de marzo, los jugadores se disponían a volver a sus hogares luego de la tercera fecha del campamento. Pero los coaches invitados se dispusieron a atender el micrófono de la RFL para evaluar la tarde y el futuro.

Uno fue Nicolás Saettone 31 años, que juega en Cruzados y es Head Coach del seleccionado juvenil  Sub-21, Halcones U-21. Mientras que Gabriel Corsini de 22 años, juega en Legionarios, y es capitán en la Selección Argentina de Football Americano Sub-21, Halcones U-21, viajo en un intercambio de jugadores a Mexico, siendo el primero en realizar esta actividad entre ambos paises.  Ambos recalcaron las “ganas y la actitud de los jugadores”.

-¿Cómo vivieron la jornada?

– Nicolás Saettone: Fue una jornada muy positiva, sobre todo por las ganas y el entusiasmo que le pusieron los jugadores de la Liga. Se nota que hay mucho interés en poder jugar equipados y muchas ganas de aprender que es lo fundamental ya que podrás tener diversas falencias, faltas de aptitudes pero si lo que falta es la actitud nada funciona.  Hay muchos jugadores que tienen mucha proyección, están yendo por el camino correcto, el camino es duro pero la RFL no va a tener problemas en consolidarse.

– Gabriel Corsini: Es importante la actitud. Se vio muchas ganas de entrenar y de aprender. Es muy bueno trabajar con gente que tenga ganas y hay que sentirse orgulloso de eso.

– ¿Qué cosas se debería trabajar más en lo que queda del campamento?

– N.S.:   Hay que trabajar más en los fundamentos generales de las posiciones. No trabajar en una posición específica sino en que la gente conozca un poco de todas las posiciones y que se entienda el juego. No te sirve que una persona sepa exclusivamente algo sino que todos entiendan todo para en un futuro cuando formen parte de los equipos aporten a ello todo lo aprendido. También dar mucho énfasis en seguridad y resguardo al jugar equipados. Hay muchas cosas a tener en cuenta que los jugadores deben saber para evitar lesiones, no es igual jugar equipados a usar los flags. Lo peor que nos puede pasar como entrenadores es que un jugador se lastime o lastime a otro por una falta de conocimiento o una mala aplicación de los fundamentos del deporte.

– G.C.: Es importante inculcar lo básico y tenerlo siempre presente. Si uno tiene la base sólida lo demás sale fácil. Desde México hasta Estados Unidos siempre practican lo básico para después estar especializados en otras cosas

– ¿Cómo ven el deporte en Argentina ahora con el crecimiento de la RFL?

– N.S.: El football americano es un deporte que está creciendo de manera sólida. No tiene un crecimiento abrupto sino un crecimiento consolidado, que es lo más importante. No se puede proyectar tener cinco ligas en cinco años, eso no existe. Lo que tenemos que trabajar es que se vaya creciendo de manera lenta pero firme. Es preferible tener que esperar dos o tres años para dar el paso siguiente, pero que ese paso se dé con una buena base y no que dar un paso en falso genere retroceder después.

La liga de Rosario tiene la posibilidad de aprender de la experiencia de dos ligas como la de Buenos Aires (FAA) y Córdoba (CFA) que viene desarrollándose para que les retrasmitan los posibles errores que pudieron haber cometido y todas las cosas que a ellos les dieron resultado.

En Argentina todavía es desconocido pero que de a poco se va dando a conocer y lo importante es que siga creciendo a un ritmo que tiene que ser sin forzarlo. Si tiene que ser que nos duplicamos en dos años está bien, y si es en 20 también está bien.

G.C.: No sirve desesperarse porque no se llega a nada y creo que a futuro cualquiera de estas tres ligas (FAA, CFA, RFL) van a mejorar mucho y van a tener un muy buen futuro, pero van a tener un trabajo muy largo y molesto a la vez, pero es cuestión de traer gente, de entrenar y no perder el entusiasmo.

La gran sensación de haber colaborado con la RFL fue lo que se llevaron tanto Seattone como Corsini en su vuelta a Buenos Aires. Los pasos se están dando y el campamento llega a la última mitad. La próxima jornada, la cuarta, es el sábado 6 de abril a las 11 horas en el Club Fábrica de Armas, Domingo Matheu.

Nota: Franco Chiesa

Los comentarios están cerrados.